Amarcord (1973)


Elprimerhombre, cuando vio por primera vez AMARCORD, de Fellini, se dejó llevar por la historia de ese pueblo, por la vida de aquellos personajes tan entrañables y por la melodía del gran Nino Rota.

La historia se centra en un pueblo al Norte de Italia, allá por los años 30, con el auge del fascismo. Un abogado hace de historiador del pueblo y nos narra ciertos relatos, falsos y verdaderos.

Nada más empezar la película, en la plaza del pueblo se hace una gran hoguera para quemar a un títere, al que le llaman “la vieja bruja”, como símbolo del cambio de estación del Invierno a la Primavera. Y es en esta secuencia donde ya aparecen casi todos los personajes de la película: la Gradisca, que tiene amantes allá donde vaya, la Volpina, una ninfómana empedernida, Giudizio, que no para de decir “puedo, ordeno y quiero”, y también un vendedor ambulante que dice que una vez se cepilló a 28 concubinas de un emir, un ciego que toca el acordeón, los gamberros del pueblo, un motorista que no para de cruzar por las calles del pueblo, y cómo no, la estanquera de los grandes senos, que reaparecerá más adelante en la escena más archiconocida de la película, cuando el chico protagonista intenta chupar sus voluminosos pechos.

Durante las dos horas de metraje uno se va encariñando con la película y le da pena separarse de esos personajes, como cuando se despiden ellos de los americanos en la bella escena del transatlántico.

Y si ante lo ya comentado no os atrae en absoluto la película es que no tenéis sangre en las venas. Pero allá vosotros. La fantasía de Federico Fellini es excepcional y su talento lo es aun más.

Un saludo!

1 piquitos de oro:

Pablo dijo...

Obra maestra de Federico Fellini, con Oscar incluido. El director cuenta la historia de un hombre que un dia se da cuenta que ha perdido la memoria, que no reconoce a nadie. Es objetivamente un recuerdo autobiográfico del propio director, y en donde se basa en una serie de divertidos y curiosos personajes. Para mi, "Amarcord", es una joya del cine, que no hace falta hacerla un análisis, porque hay que verla para disfrutarla. Una película que uno nunca se cansa de ver, y que cada nuevo repaso supone un nuevo hallazgo. Es pués, una mirada amorosa a la Italia de los años 30. Una película, que es la suma de muchas películas. una película para paladares exquisitos. Una maravilla universal. Saludos!!!
http://pablocine.blogia.com

Publicar un comentario

Mientras tanto, en Twitter...

Free counter and web stats